Trata de mujeres y Explotación Sexual Comercial

Trata de mujeres y Explotación Sexual Comercial

“La explotación sexual comercial se ha constituido como una forma de acumulación de la riqueza y la prostitución históricamente ha sido un medio de subsistencia económico para las mujeres”

La trata de personas[1] en Colombia, está definida por la  Ley 985 de 2005, “la cual estipula que trata de personas es: ¡… el que capte, traslade, acoja o reciba a una persona, dentro del territorio nacional o hacia el exterior, con fines de explotación… se entenderá por explotación el obtener provecho económico o cualquier otro beneficio para sí o para otra persona, mediante la explotación de la prostitución ajena u otras formas de explotación sexual, los trabajos o servicios forzados, la esclavitud o las prácticas análogas a la esclavitud, la servidumbre, la explotación de la mendicidad ajena, el matrimonio servil, la extracción de órganos, el turismo sexual u otras formas de explotación”.

Existen algunas modalidades o fines de la trata de personas, a continuación describiremos cada una de estas:

La Explotación Sexual Comercial: Es la modalidad más extendida y denunciada en el fenómeno de la trata de personas. Comprende la explotación de la prostitución ajena, la explotación sexual comercial asociada a viajes y turismo, la pornografía y otras actividades sexuales en las cuales obligan a las personas a realizar estas actividades sexuales a cambio de dinero o cualquier otra forma de retribución. Las personas que se encuentran siendo explotadas bajo esta modalidad no pueden decidir sobre las condiciones de alojamiento, descanso o de comunicación con familiares y amigos – as.

Trabajos o servicios forzados: Obligan a la persona a realizar un trabajo o servicio que no ha decidido y en el cual debe permanecer durante largas horas sin recibir un trato adecuado y sin ninguna claridad sobre el salario, el contrato y el horario vulnerando así mismo su autonomía. Los trabajos forzados, por lo general, se presentan en zonas rurales, fábricas, minas, actividades de construcción, pesca y en el servicio doméstico, situación para lo cual la Ley contempla una modalidad específica de explotación conocida como servidumbre.

Explotación de la mendicidad ajena: Se constituye en una de las modalidades de explotación en donde se instrumentaliza a través del ejercicio de la mendicidad a hombres, mujeres, niños y niñas que son trasladados de un lugar a otro con el fin de recolectar dinero que es en última instancia recibido y administrado por el tratante quien domina, ubica y organiza la forma como obtendrá provecho económico u otro beneficio de esta actividad.

Matrimonio servil: Es la explotación laboral y /o sexual de un miembro de la pareja aprovechándose de la vulnerabilidad de esta por encontrarse fuera de su contexto habitual o en otro país. En los matrimonios serviles, además de la situación de esclavitud, aislamiento y control, es común que se ejerza violencia física, psicológica y sexual.

Extracción de órganos: Se constituye en trata cuando se captan, trasladan personas con la finalidad de extraer y comercializar los tejidos y órganos humanos obteniendo para quien lo hace o para un tercero un provecho económico o cualquier otro beneficio.

Según el último estudio descriptivo realizado por Naciones Unidas en la ciudad de Medellín, se exponen los siguientes aspectos como factores de riesgo para ser víctima de redes de trata:

Nivel individual: El imaginario del prototipo físico de las mujeres de Medellín, a las que se les reconoce su belleza física. El cuerpo opera como condición de vulnerabilidad cuando reúne los criterios establecidos por la demanda de diferentes mercados del sexo, favoreciendo la explotación sexual de las mujeres. Asociado al sexo femenino de las víctimas, se encuentra la edad, las niñas adolescentes y mujeres jóvenes se encuentran en mayor situación de vulnerabilidad, esto relacionado con la facilidad que representa presentarles ofertas atractivas y ante las cuales no generes sospechas. También en el nivel individual se encuentra la existencia de factores de riesgo asociados con: Baja autoestima, bajo nivel de escolaridad, y el hecho de tener bajo su responsabilidad, en su totalidad o en gran parte el sostenimiento familiar.

Nivel relacional: La existencia de antecedentes de violencia intrafamiliar tanto en el ámbito de la pareja como intergeneracional y/o abuso sexual. Betty Pedraza de la Corporación Espacios de Mujer afirma que “para muchas víctimas, lo vivido durante su explotación no es lo peor que les ha ocurrido”[2]. Proliferación del establecimiento de relaciones afectivas a través del uso de redes sociales, y si bien no se trata de este estudio de generalizar las condiciones que rodean este tipo de relaciones, si es nuestro deben informar cono en varios de los casos de trata de personas, las mujeres víctimas sostuvieron una relación afectiva con las personas que las captaron e incluso que las explotaron.

Nivel Comunitario: Las manifestaciones del conflicto armado y la violencia en la ciudad, a raíz de la fuerte presencia de bandas criminales y organizaciones delincuenciales con arraigo histórico en la ciudad. Existen denuncias y evidencias de conexiones entre Medellín y algunos municipio del departamento en la cadena de explotación de las víctimas de trata de personas, con especial incidencia de los corredores turísticos para los casos de explotación sexual y los corredores de minería criminal y narcotráfico para los casos de reclutamiento y explotación laboral/trabajo forzoso.

Nivel Social: La dinámica del delito de trata de personas evidencia un desequilibrio existente en las relaciones de poder entre hombres y mujeres en el ámbito social, económico, educativo y político  en las representaciones sociales que establece una sociedad para determinar trabajos, ocupaciones o roles que deben desempeñar mujeres y hombres. Esta asimetría entre las relaciones de poder da como resultado la forma en que los hombres y las mujeres se relacionan, los primeros ocupando el rol de controladores y dominadores de la situación y las segundas el papel de sumisas y subordinadas. Factores de vulnerabilidad económica que incluyen: Empobrecimiento, falta de oportunidades equitativas, desempleo y flexibilidad laboral. Todas estas facilitan a las mujeres de Medellín a querer migrar en busca de mejores condiciones.

“El arraigo de representaciones, estereotipos y prácticas discriminatorios contra las mujeres como la triple jornada laboral, la división sexual del trabajo, las segregaciones del mercado laboral, el mayor desempleo femenino, la sub representación política de las mujeres, la magnitud de las violencias tanto en ámbitos privados como públicos y el considerar el cuerpo femenino como objeto sexual, incrementan las condiciones de vulnerabilidad de las mujeres para ser posibles víctimas de la trata de personas”

LEER ADJUNTO 1

Visita esta página, Espacios de Mujer trabaja día a día por la prevención de la Trata de Persona y por el restablecimiento de derechos de las mujeres víctimas:

ADJUNTO 2

Según el último informe mundial sobre trata de personas del año 2012 de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito – UNODC- entre 2007 y 2010, las mujeres componían la mayoría de las víctimas a nivel mundial, y en los últimos años entre el 55% y el 60% del número total de víctimas detectadas fueron mujeres.  En Medellín, los datos presentan un comportamiento alarmante, de acuerdo a los datos de CAIVAS: las niñas y adolescentes representan el 53% del total de víctimas entre enero de 2011 y mayo de 2015. Tan sólo entre 2014 y 2013 el incremento fue del 78%[1].

Estas dinámicas obedecen a relaciones de dominación y subordinación en el marco de prácticas culturales y manifestaciones sociales de carácter patriarcal, el delito de rata de personas no es neutro en términos de género, por ello mujeres y hombres no son captados de igual manera, ni iguales son los medios y mecanismos que se utilizan para su coacción, incluso hay modalidades de explotación donde las principales víctimas son mujeres como a explotación sexual y el matrimonio servil, pero en el caso de trabajos forzados los hombres han sido las principales víctimas.

¿Cómo son captadas las víctimas?

Son muy variadas y van desde pegar avisos en los postes de los barrios con mensajes y propuestas atractivas de empleo o de becas en el extranjero, hasta la utilización de las redes sociales establecidas en internet e incluso, a través de grupos ligados al narcotráfico o al tráfico de migrantes. En muchos casos comienzan con ofertas lícitas de trabajo que terminan en trata de personas.

La etapa de captación se encuentra mediada por la implementación de una estrategia por parte de los tratantes para ganarse la confianza de las posibles víctimas. La generación de confianza hacia los tratantes es importante en tanto reduce la capacidad de las víctimas para evaluar objetivamente el riesgo al que pueden exponerse.

Este estudio ofrece algunas rutas de la trata de mujeres en Medellín, no sólo al interior de la ciudad, sino, su relación con el Valle de Aburrá el departamento, América, y el mundo, a continuación se expondrán las rutas identificadas:

Primera Ruta de Trata Interna Origen y destino Medellín

ADJUNTO 3

Segunda Ruta De Trata Interna Tiene Como Origen Un Municipio Del Valle De Aburrá Y Como Destino Dos Comunas De Medellín

Tercera ruta de trata interna tiene como origen meellín y como destino los municipio del aburrpa norte

Ruta de trata interna origen Medellín

Rutas De Trata Interna Origen Medellín

Rutas de trata externa origen Medellín

Algunas Cifras: Entre 2016 y los primeros cinco meses de 2018, el ICBF abrió 688 procesos administrativos para restablecer los derechos a las niñas, niños y adolescentes explotados sexualmente en el país. Bogotá una de las regiones donde mayor número de casos se presentan con 145 seguido de Antioquia con 112 y Bolívar con 56. Con lo que respecta a cuando se ven involucrados niños, niñas y adolescentes, esto es Explotación Sexual Comercial de Niños, Niñas y Adolescentes (ESCNNA), para conocer más esta última violencia, observa y lee noticia

ADJUNTO 4

 

 

 

 

 

Questions